Trump modera las reglas sobre el uso de ciberataques

El presidente de EU ha flexibilizado las reglas respectivas al lanzamiento de ataques informáticos, reportan medios locales

Especialistas en ciberseguridad reportan que Donald Trump, presidente de EU, ha firmado una orden con el propósito de moderar los lineamientos que regulan el empleo de ciberataques por parte del gobierno estadounidense. Esta medida representa un revés a las directrices encomendadas por el anterior presidente Obama, en las que se exigía que un gran número de agencias federales participaran en el proceso de toma de decisión antes de lanzar un ciberataque.

Los detalles específicos acerca de cuáles serán las nuevas reglas son información clasificada, pero un funcionario del gobierno mencionó que Estados Unidos estaba dando “un paso hacia adelante más ofensivo”.

La administración de Trump está bajo presión en su lucha contra las amenazas en ciberseguridad, en medio de la creciente preocupación por que hackers patrocinados por otros gobiernos puedan afectar infraestructura crítica.

El profesor Alan Woodward, experto en ciberseguridad, mencionó a diversos medios: “Estamos en un momento en el que ciertos gobiernos actúan agresivamente en el campo de la informática, práctica de la que el gobierno estadounidense siempre ha sido opositor, y responder de una forma más pasiva puede no ser lo indicado para tal situación”.

Para el experto, en el combate a los ciberataques debería implicar la misma lógica que en la prevención de ataques contra personas e infraestructura.

Los lineamientos para el uso de ataques informáticos establecidos por el presidente Barack Obama requerían la aprobación de varias agencias, lo que algunos legisladores criticaron por envolver demasiada burocracia. Esta información clasificada fue filtrada en 2013 por el ex contratista de inteligencia Edward Snowden.

En junio de este año, EU impuso sanciones a cinco compañías rusas, además de tres individuos, por supuestamente ayudar a la principal agencia de inteligencia de Rusia.

Se ha prohibido a las empresas sancionadas realizar transacciones que involucren al sistema financiero estadounidense, y se prohíbe a las empresas estadounidenses hacer negocios con dichas organizaciones.

Acorde a especialistas en ciberseguridad del Instituto Internacional de Seguridad Cibernética, tres de las empresas sancionadas tienen relaciones con Divetechnoservices, una compañía supuestamente especializada en hackear cables de comunicación submarino.

(Visited 254,1 times)